Slider
Publicidad
previous arrow
next arrow
Slider

Caso Alec Baldwin: encargada de las armas en el set rompe el silencio.

Ya pasaron siete días del terrible accidente en el set de la cinta Rust, en Nuevo México, que terminó con la vida de la directora de fotografía Halyna Hutchins, luego de que Alec Baldwin disparara una pistola de utilería (supuestamente con balas de salva) en pleno ensayo de una escena.

La investigación inició justo después de reportarse el incidente en el condado de Santa Fe. El actor, de 63 años, estaba practicando cómo sacar una pistola de utilería cuando el arma estalló. Joel Souza, el director, resultó herido mientras que Halyna fue fatalmente herida en el tiroteo.

Ahora Hannah Gutierrez-Reed, encargada de las armas en el set, rompe el silencio a través de un comunicado escrito por sus abogados. La joven, de 24 años, era miembro del equipo responsable de manejar armas durante la producción de la película. Está devastada y completamente abrumada por los eventos y los comentarios que han surgido al respecto.

“La seguridad es la prioridad número uno de Hannah en el set. En última instancia, este set nunca se habría visto comprometido si no se hubiera introducido munición real. Hannah no tiene idea de dónde vinieron las balas reales”, se lee en el comunicado emitido por los abogados Jason Bowles y Robert Gorence, que representan a Reed.

“Hanna fue contratada para dos puestos en esta película, lo que hizo que fuera extremadamente difícil concentrarse en su trabajo como ‘armera’. Luchó por el entrenamiento, los días para mantener las armas y el tiempo adecuado para prepararse para los disparos, pero finalmente fue anulada por la producción y su departamento. Todo el conjunto de producción se volvió inseguro debido a varios factores, incluida la falta de reuniones de seguridad. Esto no fue culpa de Hannah”, explican en el escrito obtenido por la revista People. Al final del comunicado, también extendió sus condolencias a la familia de la víctima

Este reporte llega tras las declaraciones de Dave Halls, asistente de dirección, quien dijo que había pedido a Hannah que le mostrara la pistola antes de entregarla a Baldwin. Dave puso el arma en manos del actor teniendo en cuenta que no había por qué preocuparse pues traía balas de salva.

Halls señaló a la policía que recordaba haber visto tres balas de salva en la cámara. Sin embargo, tras el incidente pidió a Hannah que volviera a revisar la cámara y encontraron cinco balas, cuatro de salva y una aparentemente real.

Hannah es prácticamente nueva en el negocio de las filmaciones, pero heredó el gusto por esa posición de su padre, Thell Reed, un armero experto y conocido en los sets de Hollywood por haber participado en cintas como Once Upon a Time in Hollywood y Mr. and Mrs. Smith.

Fuente: Quién.

Publicidad
previous arrow
next arrow
Slider