Slider
Publicidad
previous arrow
next arrow
Slider

María José Alcalá, primera mujer que dirigirá el Comité OIímpico Mexicano.

La ex clavadista María José Alcalá cumplió los pronósticos al convertirse en la primera presidenta del Comité Olímpico Mexicano (COM) en sus 98 años de historia, al salir favorecida en las elecciones que por vez primera en el organismo se efectuaron mediante voto secreto, para resultar triunfadora frente a la ex taekwon-doísta Norma Olivia González.

Alcalá, diputada federal en la LXV Legislatura, adscrita al Partido Verde Ecologista de México, encabezó la planilla Voy por México que en el histórico escrutinio se impuso por 87 a 46 votos –no como antes, siempre por aclamación o mayoría–, al grupo Transparencia y Apertura, que abanderaba González, quien se había apartado de su puesto como titular del Sistema Nacional del Deporte para contender en la elección a la presidencia del COM, que comprenderá el periodo de 2021 a 2024.

El presidente saliente después de dirigir el olimpismo mexicano durante nueve años, Carlos Padilla, resaltó el momento histórico de contar con una mujer al frente del COM, acorde con las tendencias políticas de equidad de género del Comité Olímpico Internacional (COI).

La victoria de la diputada fue avalada por Olegario Vázquez Raña, miembro de honor del COI y presidente honorario vitalicio del COM, así como el español Pere Miró, director general adjunto del COI y de Relaciones con el Movimiento Olímpico, quien fue el inusitado comisionado para dar fe y constancia del desarrollo de la asamblea mexicana.

Y es que desde que fue lanzada la convocatoria para la asamblea de elección, surgieron cuestionamientos hacia ambos grupos, el de Alcalá, primero por ser diputada y estar acompañada de dirigentes con mala reputación, como Rosalío Alvarado, titular de la Federación Mexicana de Pesas, mientras a la planilla de Norma Olivia se le acusó de ser respaldada por Ana Guevara, titular de la Conade, por lo que supondría intervención gubernamental, lo que sería violatorio de la Carta Olímpica.

Pero la asamblea se desarrolló con orden y cordialidad en el comedor del Centro Deportivo Olímpico Mexicano, lugar que permitió la sana distancia entre los 146 participantes, miembros permanentes y presidentes de federaciones olímpicas con derecho a voto, algunos de los cuales fueron eliminados por enfrentar conflictos con las internacionales, como la de ciclismo.

Norma Olivia, quien se presentaba como la opositora feroz de María José, había lanzado algunas imputaciones, mismas que se resolvieron antes de la contienda mediante un Comité Elector, presidido por Ivar Sisniega y con tres representantes por bando.

Beatriz González Lima, presidente de la Federación Mexicana de Vela, fue la única que increpó a Alcalá al preguntarle tras su discurso de presentación, si estaría dispuesta a renunciar a su curul en caso de ganar, a lo que la ex clavadista se limitó a contestar que soy una mujer trabajadora, 24 (horas) por siete (días), y haré lo mejor por el deporte

Y tras rendir protesta como dirigente del COM, insistió en el concepto con el que se definió durante su campaña en los medios: Yo siempre me he caracterizado por ser una persona honrada y comprometida, y por eso he logrado en mi vida personal y deportiva destacarme con logros y siempre con transparencia. Siempre entregaré al Comité Olímpico Mexicano el tiempo suficiente y también lo entregaré a todos los miembros permanentes y a las federaciones nacionales para cuando ellos me necesiten.

Alcalá Izguerra estará acompañada durante su gestión por Daniel Aceves Villagrán, como primer vicepresidente; Jaime Cadaval Baeza, segundo vicepresidente; Mario García de la Torre, quien continúa como secretario general; Martha Hernández Sánchez, prosecretario; Jorge Alfonso Peña Soberanis, tesorero; Rosalío Alvarado del Ángel, primer vocal; Lilian Estra-da Bautista, segundo vocal; Norma Baraldi Briseño, tercer vocal: Miguel Cervantes Ledesma, cuarto vocal, mientras el pentatleta Ismael Hernández Uscanga, medallista de bronce en Río 2016, fue aprobado por la asamblea como vocal deportista.

Jimena Saldaña, quien se perfilaba hace unos meses como fuerte contendiente, participó en la planilla de González como vicepresidenta, puesto que desempeñaba en el Consejo Directivo de Padilla. Diplomática en Washington, viajó a México para la ocasión, pero se despidió con los perdedores.

La verdad me siento muy satisfecha, el movimiento que organicé fue muy rápido, el tiempo de preparar la planilla fue a velocidad. Estoy contenta porque se generó y se logró lo del voto secreto. Creo que fue una asamblea muy transparente. Hay cosas que no me gustaron, como lo de la impugnación, pero bueno, yo acordé que no haría más. Creo que se consiguió el objetivo, es como una competencia, se triunfa, se pierde, y creo que ganamos todos. Lo importante es el deporte, anotó Norma Olivia, quien tras la derrota seguirá siendo funcionaria de la Conade.

Fuente: La Jornada.

Publicidad
previous arrow
next arrow
Slider