Slider
Publicidad
Slider

Grupos juveniles: abusos, explotación y pagas injustas.

Las agrupaciones han sido un éxito a lo largo de la historia de la música: millones de discos vendidos, boletos agotados en los más prestigiosos estadios y recintos, millones de seguidores alrededor del mundo, premios importantes, entre otros reconocimientos.
Pero, ¿qué hay detrás de todo el éxito? Poco se ha hablado de la explotación y pagas injustas para las más famosas bandas, en las que los integrantes podrían sufrir cualquier tipo de abuso con tal de brillar en los reflectores.

A continuación te presentamos bandas musicales famosas en las que se supo hubo explotación y estafas a los integrantes.

Parchís
En “Parchís: el documental”, de Netflix, a través del testimonio de sus integrantes: Yolanda Ventura, David Muñoz, Tino Fernández, Óscar Ferrer y Gemma Prat se supo del descontrol que se sufría pues había jornadas interminables de conciertos y giras, padres que aseguraban que los niños no cobraban lo justo y la nula supervisión de los mismos.

Es por ello que uno de los integrantes, Óscar, salió del grupo y su madre acusó explotación. En su lugar entró Frank Díaz a la edad de 9 años.

Los integrantes han declarado que podían hacer lo que querían ya que sus padres sólo estaban en contacto con ellos a través de una llamada a uno de los tutores que se encargaba de dar el estatus de los menores.

Menudo
El exitoso grupo juvenil de “Súbete a mi moto” vendió casi 20 millones de álbumes.

Treinta y cinco integrantes desfilaron a lo largo de los ochenta y noventa. Mucho se ha dicho sobre lo que vivían y esto se reavivó tras la bioserie “Súbete a mi moto”, que pretendía contar el costo del éxito de Menudo.

Exintegrantes como Ray Reyes, René Farrait y Jonathan Montenegro criticaron la serie y aseguraron que está fuera de la realidad debido a que lo que vivieron ahí fue mucho peor y más cruda de lo que se pinta.

Montenegro reafirmó en una entrevista para EL UNIVERSAL que el renunció en 1991 junto a Robert Avellanet, Edward Aguilera y Rawi Torres por maltrato psicológico, verbal y emocional.

Además, explicó que años antes de que ingresara al grupo se supo que hubo abusos sexuales que vivieron otros de sus compañeros.

Por otra parte, la explotación infantil estaba también presente. Angelo García, exintegrante de Menudo, denunció en 2015 que las agendas no eran saludables para un niño ya que siempre se la pasaba enfermo con asma y voz ronca.

Su dieta y sueño no eran las mejores ya que no había tiempo. Incluso comentó que si llegaban tarde a alguna de las citas, el organizador podía ejercer violencia con cualquiera de los menores.

Las agrupaciones han sido un éxito a lo largo de la historia de la música: millones de discos vendidos, boletos agotados en los más prestigiosos estadios y recintos, millones de seguidores alrededor del mundo, premios importantes, entre otros reconocimientos.
Pero, ¿qué hay detrás de todo el éxito? Poco se ha hablado de la explotación y pagas injustas para las más famosas bandas, en las que los integrantes podrían sufrir cualquier tipo de abuso con tal de brillar en los reflectores.

A continuación te presentamos bandas musicales famosas en las que se supo hubo explotación y estafas a los integrantes.

Parchís
En “Parchís: el documental”, de Netflix, a través del testimonio de sus integrantes: Yolanda Ventura, David Muñoz, Tino Fernández, Óscar Ferrer y Gemma Prat se supo del descontrol que se sufría pues había jornadas interminables de conciertos y giras, padres que aseguraban que los niños no cobraban lo justo y la nula supervisión de los mismos.

Es por ello que uno de los integrantes, Óscar, salió del grupo y su madre acusó explotación. En su lugar entró Frank Díaz a la edad de 9 años.

Los integrantes han declarado que podían hacer lo que querían ya que sus padres sólo estaban en contacto con ellos a través de una llamada a uno de los tutores que se encargaba de dar el estatus de los menores.

Menudo
El exitoso grupo juvenil de “Súbete a mi moto” vendió casi 20 millones de álbumes.

Treinta y cinco integrantes desfilaron a lo largo de los ochenta y noventa. Mucho se ha dicho sobre lo que vivían y esto se reavivó tras la bioserie “Súbete a mi moto”, que pretendía contar el costo del éxito de Menudo.

Exintegrantes como Ray Reyes, René Farrait y Jonathan Montenegro criticaron la serie y aseguraron que está fuera de la realidad debido a que lo que vivieron ahí fue mucho peor y más cruda de lo que se pinta.

Montenegro reafirmó en una entrevista para EL UNIVERSAL que el renunció en 1991 junto a Robert Avellanet, Edward Aguilera y Rawi Torres por maltrato psicológico, verbal y emocional.

Además, explicó que años antes de que ingresara al grupo se supo que hubo abusos sexuales que vivieron otros de sus compañeros.

Por otra parte, la explotación infantil estaba también presente. Angelo García, exintegrante de Menudo, denunció en 2015 que las agendas no eran saludables para un niño ya que siempre se la pasaba enfermo con asma y voz ronca.

Su dieta y sueño no eran las mejores ya que no había tiempo. Incluso comentó que si llegaban tarde a alguna de las citas, el organizador podía ejercer violencia con cualquiera de los menores.

Timbiriche
Una banda con múltiples reconocimientos y que marcó la juventud de muchas personas en el mundo.0

Éxitos como “Besos de ceniza”, “Si no es ahora”, “Quinceañera” y más canciones del grupo suenan aún en los karaokes.

Este grupo fue pagado injustamente a pensar de los millones de discos vendidos y giras por toda Latinoamérica. Erick Rubín mencionó en entrevista con Mónica
Garza que ninguno de los integrantes contaba con contrato, no recibían regalías ni nada de dinero. Sólo que sí los consentían con coches u otras cosas materiales, pero no lo que les correspondía.

Rubín reflexiona en sus redes sociales con sus declaraciones sobre lo poco que se les llegó a pagar en Timbiriche y menciona: “Te acostumbras a que todo lo que te dan, ya hasta mucho más tarde te cae el veinte que hubiera estado mejor que te pagaran lo que te correspondía”.

The Jackson Five
La banda estadounidense integrada por Marlon, Jackie, Randy, Tito y su principal vocalista Michael Jackson fue considerada en los años setenta como uno de los más grandes fenómenos de la música popular.

Sin embargo, no todo fue miel sobre hojuelas, el padre de los integrantes, fundador de la agrupación y representante, Joseph Jackson, es considerado por el medio estadounidense The Guardian como uno de los padres más monstruosos del pop. Ya que este hombre, ex boxeador y músico de blues solía abusar física y mentalmente de sus hijos. Tenía una obsesión por la limpieza por ello frotaba a sus hijos en la cara con alcohol isopropílico y con vaselina para que lucieran lindos.

Los golpeaba con la hebilla del cinturón o el cordón de la tetera eléctrica, los hacía pasar horas cargando bloques de cemento de un lado a otro de su jardín cuando provocaban su ira.

A Michael Jackson le generó una gran inseguridad con su nariz, pues le decía que era muy grande refiriéndose a él como Big Nose, motivo por el cual años más tarde se sometería a varias operaciones estéticas para cambiar su aspecto.

RBD
Una telenovela famosa, seis álbumes de estudio, muchos premios ganados, fans en todo el mundo, eso fue la agrupación RBD.

Sin duda millones de dólares ganados de la música, productos y televisión.

La realidad fue otra para los integrantes de esta banda ya que no les pagaban justamente.

Tal como lo menciona Dulce María en su entrevista para el canal de Yordi Rosado, que haciendo cuentas ahora recibían todos sus compañeros y ella muy poco de lo que se generaba en conciertos y en la explotación de sus personajes en cuanto a juegos de mesa, muñecos, etcétera. Muy tarde se dieron cuenta de esto, hasta que el último año de RBD como banda exigieron a sus administradores que querían ganar todos iguales.

Fuente: El Universal.

Publicidad
previous arrow
next arrow
Slider