Slider
Publicidad
Slider

Hubertus von Hohenlohe, el príncipe que representó a México en JJOO y hoy canta.

Aunque México no ha sobresalido por la representación de sus delegaciones en los Juegos Olímpicos de Invierno, pues el mejor resultado que obtuvo fue un lugar número 11 por parte del equipo de bobsled en la edición de St. Mortiz, Suiza, 1928, lo cierto es que alguna vez sí tuvo un representante de la realeza.

Se trata de Hubertus von Hohenlohe. Es príncipe descendiente de la familia real de Württemberg, reino en la zona suroeste de Alemania. Es hijo del príncipe Alfonso de Hohenlohe-Langenburg y de la princesa Ira von Fürstenberg, y nació el 2 de febrero de 1959 en México.

Sucedió así porque sus padres se encontraban aquí por asuntos de negocios, por lo que Hubertus vivió en México durante sus primeros cuatro años de edad y después regresó con sus padres a Europa.

Estando allá se sintió atraído por el esquí y después de algún tiempo de entrenamientos, logró participar en unos Juegos Olímpicos de Invierno a nombre de México, no obstante que sus orígenes eran de Alemania y Austria. Incluso, él fue quien fundó la Federación Mexicana de Esquí, en 1981, y en 1984 participó en los Juegos de Sarajevo.

Tras participar en seis ediciones de los Juegos Olímpicos de Invierno con la bandera de México, fue en 2010 cuando en Vancouver se convirtió en el atleta de mayor edad. En Sochi 2014, a la edad de 56 años, tuvo su última participación y fue descalificado tras resbalar.

De 117 participantes, Von Hohenlohe finalizó en el sitio 113. Hoy, en los Juegos Olímpicos de Invierno de Beijing 2022, Von Hohenlohe ya es un atleta retirado de 62 años y como siempre se caracterizó por ser una persona versátil, se apasionó por la fotografía y la música, carreras que ejerce en la actualidad.

“Desde pequeñito me gustaba el pop, pero lo detuve hasta que hace unos años grabé varias canciones para un programa de televisión que hago en Alemania y en Austria en el que entrevisto a artistas de todos los ámbitos”, declaró para el sitio diezminutos.

“Una noche, estando en mi casa de Ronda, mi prima María me pidió que cantara y como lo que yo sé hacer es componer, compuse ‘Yo no sé cantar flamenco’”, añadió Hubertus, quien ahora es cantante y presentador de televisión.

Fuente: Quién.

Publicidad
previous arrow
next arrow
Slider