Banner_Son tus derechos-01
Publicidad

Motín fracasó por lealtad de militares a su deber: ministro de Defensa ruso

«Pretendíamos luchar contra los traidores y movilizar a nuestra sociedad, asegura Prigozhin desde el exilio.

El ministro de Defensa ruso, Serguei Shoigu, enemigo jurado del magnate Yevgueni Prigozhin que se rebeló contra la cúpula militar, tardó más de una semana para expresar en público una opinión sobre la insurrección del grupo de mercenarios Wagner que pedían su destitución y la del jefe del Estado Mayor, Valeri Guerasimov.

Esos planes fracasaron en primer lugar porque el personal de las fuerzas armadas mostró su apego al juramento de lealtad y el deber militar. La provocación no influyó en las acciones de los grupos de tropas. Los militares, con valentía y determinación, siguieron cumpliendo las tareas que se les encomendó, afirmó Shoigu ayer, durante una reunión con militares rusos, de acuerdo con la agencia noticiosa oficial TASS.

Gracias, muchachos

También este lunes, desde Bielorrusia, Prigozhin hizo un primer comentario como exiliado: “quiero que todos lo entiendan: nuestra ‘marcha por la justicia’ pretendía luchar contra los traidores y movilizar a nuestra sociedad. Y creo que pudimos lograr mucho de eso”, señaló a través de Grey Zone, canal de noticias en Telegram cercano a los Wagner. Hoy necesitamos su apoyo como nunca. Y se los agradezco. Pronto van a ver nuestros nuevos triunfos en el frente, prometió y se despidió con un nuevo agradecimiento a quienes simpatizaron con su intento de rebelión: Gracias, muchachos.

A partir del momento en que ordenó a sus mercenarios detener el avance hacia Moscú el sábado de la semana anterior, faltando 200 kilómetros para llegar a la capital rusa desde Rostov del Don, Prigozhin sólo había difundido un breve mensaje en el que aseguró que no tenía la intención de derrocar al presidente Vladimir Putin.

Shoigu y Prigozhin volvieron a aparecer en la escena pública para dejar constancia de sus diametralmente opuestos puntos de vista, cuando ya es oficial que el ministerio de Defensa rescindió el contrato de suministro de alimentos para el ejército que en tan sólo un año, en palabras de Putin, representó un gasto del presupuesto federal del equivalente de 25 mil 600 millones de pesos, un duro golpe para los ingresos del magnate.

En Vesti Nedieli (Noticias de la semana), el dominical programa estelar del canal Rossiya-1, el conductor Dimitri Kisiliov –que en su momento no escatimó elogios para describir la hazaña del grupo Wagner que finalmente, tras ocho meses de cotidianos ataques, conquistó la estratégica ciudad de Bakhmut en ruinas y ahora dice que en realidad, dominar Bakhmut no es tan importante en el conjunto del frente– aseguró que el grupo Wagner y el consorcio Konkord, ambos propiedad de Prigozhin, “en total se beneficiaron con contratos del Estado por un valor de un billón 700 mil rublos, equivalente a 325 mil millones de pesos.

Kisiliov no precisó de dónde sacó esa cifra ni a qué periodo se refería, limitándose a decir que no es lo que se embolsó (Prigozhin), pero da una idea del volumen de sus negocios y de sus ambiciones desmedidas.

Para forzarlo a vender barato, presumiblemente al magnate Yuri Kovalchuk, muy cercano a Putin, las autoridades rusas bloquearon, una vez fracasada la rebelión, el acceso a casi todos los recursos mediáticos vinculados a Prigozhin.

En esas condiciones, y por boca de su brazo derecho en materia de medios, Yevgueni Zubariev, el director general de Patriot, Prigozhin, en el mejor estilo de Lope de Vega, se comportó como el perro del hortelano y rechazó vender su emporio mediático.

En un video difundido en las redes sociales, el sábado anterior, Zubariev anunció: tomamos la decisión de cerrar todos los medios de Patriot y salirnos del espacio informativo de Rusia.

Zubariev precisó que esto se refiere a la Agencia de Investigación de Internet (como se llama ahora la fábrica de troles), la Agencia Federal de Noticias, numerosas páginas web, canales de Telegram y otras redes sociales, así como los blogueros que reproducían sus contenidos. Clausuró asimismo una incipiente red social propia.

En el segmento ruso de las redes sociales circulan no pocos testimonios de empleados del holding de medios Patriot –llegó a tener 16 mil– que se quejan no sólo de que perdieron el trabajo de la noche a la mañana, sino que no recibieron ninguna compensación.

Suspenden un mes centros de reclutamiento

El grupo Wagner anunció el domingo que suspende temporalmente el funcionamiento de sus centros de reclutamiento durante un mes debido a la no participación temporal en la campaña militar (en Ucrania) y su traslado a Bielorrusia.

Sin embargo, todavía ayer el canal Wagner Group en Telegram ofrecía un salario a partir de 240 mil rublos (46 mil 200 pesos) más premios a todo el que quisiera enrolarse como combatiente de unidades de asalto con tan sólo llamar a los números telefónicos que opera en 39 entidades de la Federación Rusa.

 

Fuente: La Jornada

Foto: La Jornada

Publicidad
WhatsApp Image 2021-05-19 at 21.20.55 (1)
Banner-1-Confettis-768x128
previous arrow
next arrow