Publicidad

La afrodescendencia en México hay que relacionarla con resistencia y libertad

Nyanga, corto animado de Medhin Tewolde, se proyecta en el Festival Internacional de Cine de Guanajuato.

Nyanga, corto de 20 minutos hecho con teatro de sombras y cine a mano, se exhibirá en el Festival Internacional de Cine de Guanajuato, que se efectúa en esa entidad.

Tendrá su estreno nacional con funciones en las ciudades guanajuatenses de León, San Miguel de Allende e Irapuato.

Por mucho tiempo se consideró al cine de animación como un vehículo destinado sólo al público infantil. No obstante, con el paso del tiempo, cineastas y artistas de del mundo han demostrado que la versatilidad de esta herramienta es capaz de contar toda clase de historias a personas de todas las edades. En el caso de México, la animación está dando voz a un cine más diverso.

Un ejemplo de ello es Nyanga, de la directora eritreo-mexicana Medhin Tewolde, quien incursiona en el cine de animación luego de presentar en 2020 su documental Negra. El estreno nacional de su más reciente película tendrá lugar en el Festival Internacional de Cine de Guanajuato (GIFF), que concluirá el 31 de julio.

Nyanga es uno de los 60 proyectos que, desde 2019, han recibido apoyo del Estímulo a la Creación Audiovisual en México y Centroamérica para Comunidades Indígenas y Afrodescendientes (ECAMC), otorgado por la Secretaría de Cultura federal, a través del Instituto Mexicano de Cinematografía (Imcine), y que ha permitido la representación de 31 lenguas originarias en el cine nacional.

La película narra la historia de un hombre secuestrado en las costas de África y traído a México de esclavo durante en la Colonia. Basada en hechos históricos, el cortometraje es un homenaje al anhelo de libertad del ser humano, así como a la vida del héroe afromexicano Gaspar Yanga.

Historia importante para el mundo, dice la directora

Al principio pensé en hacer un libro para niños y niñas, luego me di cuenta de que no sé escribir cuentos infantiles, así que lo descarté. Consideré que era una historia muy importante, no sólo para las afrodescendencias en México, sino para todo el mundo. Estas historias de lucha y resistencia generan referencias dignas, menos victimistas, afirmó Tewolde.

Una parte importante de la motivación detrás de esta película, es la necesidad de eliminar estigmas y ayudar al autorreconocimiento de los afrodescendientes que viven en México, explicó la cineasta. Se asocia tanto con la esclavitud, que es importante relacionarla con otras referencias, como la resistencia, la rebelión, la libertad y la fortaleza.

Para realizar el trabajo de animación, contó con la colaboración de Chipotle Teatro, una compañía independiente dirigida por Ana Cabot y Gabriela González, la cual está en San Cristóbal de las Casas, Chiapas, y se ha especializado en el teatro de sombras. En sus imágenes, el equipo plasmó referencias al trabajo de importantes artistas como Emory Douglas, diseñador gráfico dentro del movimiento Black Power en Estados Unidos, y a Lotte Reiniger, pionera del cine de animación.

“Todo lo que se hizo con los títeres de silueta fue grabado en tiempo real. A veces, se tiende a pensar que todo se realiza en stop motion o que se digitaliza. Sin embargo, en este caso actuamos y grabamos mientras todos los involucrados ejecutaban los títeres. Eso nos parece algo a recalcar”, agregó Cabot.

Nyanga tendrá funciones en el GIFF, en San Miguel de Allende (hoy) y en Irapuato (30 de julio).

 

Fuente: La Jornada

Foto: La Jornada

Publicidad
WhatsApp Image 2021-05-19 at 21.20.55 (1)
Banner-1-Confettis-768x128
previous arrow
next arrow