Banner_Son tus derechos-01
Publicidad

Irrumpen tanques de Israel en el sur de Gaza

Buscan a los mandos de Hamas en Jan Yunis // Van casi 16 mil muertos

Tel Aviv., Docenas de tanques israelíes han irrumpido en el sur de Gaza, según testigos, al expandir Israel su guerra contra Hamas, después de un intenso bombardeo de la ciudad sureña de Jan Yunis, el fin de semana, cuando los militares israelíes renovaron los llamados a evacuaciones en masa de la zona en la que decenas de miles de palestinos desplazados buscaron refugio en semanas recientes.

Nadie puede describir el temor, el horror y el sufrimiento que enfrentamos ahora, declaró a The Independent Khalid Mohammed, graduado de ciencias de la computación y avecindado cerca de Jan Yunis. Lo único que podemos hacer es prepararnos, almacenando algo de comida y otros bienes esenciales para los próximos días.

Según otros testigos, entraron camiones blindados de transporte de personal y máquinas excavadoras en la zona que rodea a la ciudad. El residente Amin Abu Hawli explicó a la Afp que los vehículos israelíes estaban 2 kilómetros dentro del sur de Gaza, en la aldea de Al-Qarara, cerca de Jan Yunis. Por la noche se escucharon ataques aéreos y explosiones dentro de la ciudad y en los alrededores.

Desplazamiento forzado

Los militares israelíes han ordenado desalojar casi dos docenas de zonas habitacionales, dejando caer volantes desde los aviones en los que se insta a los residentes a trasladarse más al sur, a la frontera con Egipto. Un mapa creado por los militares muestra casi una cuarta parte de la ciudad de Jan Yunis marcada en amarillo, como territorio que debe ser evacuado de inmediato. Tres flechas apuntan hacia el sur y el oeste para indicar a la gente dirigirse hacia la costa del Mediterráneo y hacia Rafá, cerca de la frontera egipcia.

Familias desesperadas –la mayoría a pie– empacaron sus pertenencias y se encaminaron a Rafá, que también está bajo fuego israelí. El jefe de la agencia de Naciones Unidas en Gaza (Unrwa), Thomas White, señaló que Israel está obligando a la gente a huir. Las personas suplican que les aconsejemos dónde encontrar seguridad. No tenemos nada que decirles, escribió en la red social X.

Los militares comenzaron también a advertir a los civiles que eviten la carretera principal norte-sur entre Jan Yunis y la ciudad central de Deir al-Balah, la cual, dicen, se ha vuelto un campo de batalla y es extremadamente peligrosa. Esto indica que las tropas israelíes se aproximan a Jan Yunis desde el noreste, posiblemente con planes de aislar el centro de Gaza del sur. Tememos que los tanques israelíes cortarán los caminos que vienen hacia nosotros y no podremos encontrar comida, expuso Mohammed.

Tel Aviv ha jurado erradicar a Hamas después del ataque a su territorio el 7 de octubre, en el que mil 200 personas fueron asesinadas y unas 240 llevadas a Gaza como rehenes. El premier Benjamin Netanyahu respondió con un intenso bombardeo aéreo y un bloqueo que ha causado escasez de combustible, comida, agua y suministros médicos. Siguieron operaciones por tierra, enfocadas primero en el norte de Gaza, y ahora avanzan al sur.

Los objetivos en la sección norte casi se han cumplido, afirmó el general brigadier Hisham Ibrahim en la radio militar israelí. Comenzamos a expandir la maniobra terrestre a otras partes de la franja.

Funcionarios de Salud gazatíes afirman que casi 16 mil personas han muerto desde que Israel comenzó sus operaciones militares; de ese total, 70 por ciento son mujeres y niños. El contralmirante Daniel Hagari, vocero militar israelí, manifestó que atacan a Hamas con máxima fuerza en el norte y el sur, y que han destruido unos 200 blancos de operaciones de terrorismo.

La agencia oficial palestina Wafa reportó que por lo menos 50 personas perecieron en uno de los ataques aéreos israelíes de ayer, el cual impactó dos escuelas que albergaban desplazados en el norte de la franja.

Los militares israelíes comentaron que revisarían el reporte.

El contralmirante Hagari había dicho horas antes que intentaban minimizar el daño a civiles, apuntando al mapa creado por los militares, que divide Gaza en cientos de bloques con el objetivo de permitir a los israelíes dar instrucciones precisas a los civiles de hacia dónde evacuar. Muchos palestinos, sin embargo, comentan que batallan para tener acceso a versiones en línea del mapa, debido a los frecuentes apagones de Internet. Cuando llegan a las zonas donde les han indicado buscar refugio, señalan que no se sienten más seguros, pues la mayor parte de la franja ha sido bombardeada repetidas veces.

Claro que no confiamos (en el sistema de mapas). ¿Por qué habríamos de confiar?, expresó Mohammed. Israel nos dijo una vez que fuéramos hacia el sur y nos bombardeó en el sur. Por desgracia, no tenemos otra solución que hacer lo que el sistema nos manda.

El nivel de sufrimiento humano es intolerable, aseveró Mirjana Spoljaric, presidenta del Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR), durante una inusual visita a Gaza. Es inaceptable que los civiles no tengan un lugar seguro y, como hay un sitio militar, tampoco es posible dar respuesta humanitaria de manera adecuada.

La tregua de una semana para facilitar la liberación de rehenes en canje por palestinos retenidos en cárceles israelíes terminó el viernes, cuando Israel buscó entrar rápidamente en el sur de Gaza. La pausa había permitido también el primer respiro de la campaña de bombardeos para los residentes de la franja.

Quedan 136 rehenes

Durante el cese el fuego temporal, Hamas liberó 105 rehenes a cambio de 240 palestinos retenidos. No obstante, cuando se creyó que la mayoría de las mujeres y niños quedaron libres del cautiverio, la tregua se derrumbó por los términos para hacer más liberaciones, entre ellas las de hombres y soldados israelíes. Tel Aviv asegura que 136 personas siguen cautivas. Spoljaric demandó su inmediata liberación.

Mandos israelíes creen que el líder de Hamas en Gaza, Yahya Sinwar, así como su homólogo del ala militar, Mohammed Deif, se esconden en Jan Yunis. También consideran que algunos de los rehenes restantes están allí, en la compleja y profunda red de túneles de Hamas.

Médicos han dicho que la situación en el Hospital Nasser –uno de los pocos que funcionan en Jan Yunis– es catastrófica. Enfermedades infecciosas, como la neumonía, se esparcen rápidamente al caer los niveles de higiene por el extremo hacinamiento. El director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, describió las condiciones como inimaginables.

El sábado, la vicepresidenta estadunidense, Kamala Harris, aseguró al presidente egipcio Abdel Fattah el-Sisi: Bajo ninguna circunstancia, Estados Unidos permitirá la reubicación forzada de palestinos de Gaza o Cisjordania, que se ponga estado de sitio a la franja o que se redefinan las fronteras del enclave.

El presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, sostuvo ayer su creencia de que Benjamin Netanyahu será juzgado por crímenes de guerra. Netanyahu ha desdeñado que existan bases para enjuiciarlo, y afirma que su país tiene derecho a defenderse.

Netanyahu, a juicio por corrupción

En una reunión de la Organización de Cooperación Islámica (OCI), Erdogan aseguró que Gaza es tierra palestina y que siempre pertenecerá a los palestinos.

Mientras se acumula la presión en la escena mundial, Netanyahu también enfrenta problemas internos. Los cargos en su juicio por corrupción reiniciaron ayer, tras el principio de la guerra, en la Corte de Distrito de Jerusalén. En una saga de corrupción que sacudió la política israelí durante meses antes del 7 de octubre, el premier enfrenta cargos de soborno, fraude y abuso de confianza, en otros. El primer ministro niega haber cometido delito alguno.

 

Fuente: La Jornada

Foto: La Jornada

Publicidad
WhatsApp Image 2021-05-19 at 21.20.55 (1)
Banner-1-Confettis-768x128
previous arrow
next arrow