Banner_Son tus derechos-01
Publicidad

Con apoyo de socialistas, EH Bildu asume el gobierno de Pamplona

Destitución de la alcaldesa conservadora desata críticas a Pedro Sánchez.

Madrid. El partido de izquierda EH Bildu tomó ayer el control de la alcaldía de Pamplona, en el norte de España, gracias al apoyo y alianza de los concejales de Partido Socialista Navarro (PSN), Geroa Bai y Contigo-Zurekin, un hecho que, pese a ser local, resonó a nivel nacional.

El respaldo de los socialistas permitió aprobar una moción de censura, con 15 votos a favor y 14 en contra, para quitar del poder a la alcaldesa, Cristina Ibarrola, del derechista Unión del Pueblo Navarro (UPN), respaldada por el Partido Popular (PP), remplazada por Joseba Asiron, de EH Bildu.

Arison celebró esta victoria en el balcón del ayuntamiento ante cientos de simpatizantes, quienes abarrotaron la plaza del Chupinazo. Algunos militantes de UPN también acudieron para arropar a la alcaldesa y mostrar rechazo a la maniobra, sin que se generara ningún enfrentamiento.

Ibarrola llegó a la alcaldía en junio pasado haciendo valer la condición de lista más votada de UPN en las elecciones municipales y regionales de mayo, momento en que el PSN, una rama local del Partido Socialista Obrero Español (PSOE), anunció que no respaldaría a EH Bildu y permitió la elección como alcaldesa de Cristina Ibarrola.

Sin embargo, pasado medio año, los socialistas y EH Bildu cambiaron su postura e hicieron público el pasado día 13 un acuerdo para presentar una moción de censura a fin de sacar del gobierno a UPN. De esta forma, Asiron volvió a la alcaldía, cargo que ya ostentó en la legislatura 2015-2019, cuando el apoyo del PSN no era necesario porque sumaba una mayoría con el respaldo de EH Bildu, Geroa Bai, Aranzadi e Izquierda-Ezkerra.

Nunca sería alcaldesa con los votos de Bildu, prefiero fregar escaleras, expuso Ibarrola ante la prensa, y agregó: Hoy el PSN entrega a Bildu un gran premio que llevaba tiempo añorando y que permite mantener en el sillón a Pedro Sánchez, jefe del gobierno español. Esto le valió vastas críticas del PSOE, la coalición de izquierdas Sumar y en redes sociales, que incluso la calificaron de clasista.

La batalla por el control de Pamplona, ciudad navarra conocida por sus famosas fiestas de San Fermín, se dio un mes después de que fuera relegido como presidente del gobierno español el socialista Pedro Sánchez, con el PSOE, gracias al apoyo de la izquierda radical y varios partidos regionales, entre ellos EH Bildu.

A cambio, Sánchez accedió a impulsar la tramitación de una polémica ley de amnistía para los dirigentes y activistas independentistas procesados por su implicación en el intento de secesión de Cataluña en 2017.

Sánchez ha llevado el PSOE fuera del constitucionalismo, fuera del sentido común y de la dignidad; Sánchez ha elegido acabar el año brindando con Bildu, criticó desde Madrid Alberto Núñez Feijóo, líder del PP.

La vocera del gobierno, Pilar Alegría, defendió que el pacto es exclusivamente una decisión de ámbito local y pidió al líder de la derecha dejar la política del señalamiento, del insulto y de la crispación.

 

Fuente: La Jornada

Foto: La Jornada

Publicidad
WhatsApp Image 2021-05-19 at 21.20.55 (1)
Banner-1-Confettis-768x128
previous arrow
next arrow