Publicidad
previous arrow
next arrow
Slider

Por ‘narco’, UIF, Marina y EU van contra Pochteca y 48 grupos más.

La Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) bloqueó las cuentas bancarias de Grupo Pochteca, una distribuidora de productos químicos que está bajo la lupa de autoridades de México y Estados Unidos, como parte de una operación de gran calado encaminada a cortar el flujo ilegal de fentanilo.

Fuentes federales y diplomáticas confirmaron a MILENIO que la DEA, la UIF y el Centro Nacional de Inteligencia iniciaron desde la semana pasada esfuerzos por identificar y bloquear a este tipo de empresas; hasta el momento se tiene en la mira a 49 personas morales y una persona física. T

La semana pasada, la UIF interpuso ante la Fiscalía General de la República (FGR) una denuncia conta Pochteca SAB de CV.

Las investigaciones realizadas por autoridades de ambos países tienen como objetivo “cazar” a las empresas que podrían estar importando precursores de fentanilo de manera irregular, para luego vender estos productos a los cárteles de las drogas.

Al respecto, un oficial de la embajada de Estados Unidos confirmó a MILENIO que sus representantes están colaborando con la UIF en un proyecto, a fin de prevenir que entren a México químicos precursores para la fabricación de drogas. De acuerdo con el oficial, esta cooperación enmarca el tipo de éxito que esperamos ver gracias al Diálogo de Alto Nivel de Seguridad entre ambos países.

En el caso de Pochteca, la UIF informó que tras una investigación realizada de manera conjunta con la Secretaría de Marina y luego de detectar movimientos sospechosos en la llegada de precursores químicos a territorio nacional, se procedió al bloqueo de sus cuentas bancarias. Fuentes en el sistema financiero mexicano confirmaron que la orden de bloqueo se dio y entró en vigor desde el viernes pasado.

No se trata de cualquier empresa: Pochteca SAB de CV es encabezada por el empresario Armando Santacruz González y es uno de los más grandes emporios químicos del país. La compañía cotiza desde 1996 en la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) y tiene sus oficinas en la colonia San Miguel Chapultepec, en Ciudad de México.

Pochteca fue fundada en 1988 como distribuidora de papel y cartón, pero hoy es un conglomerado industrial que produce y comercializa materias primas en ocho grandes segmentos de negocio: químicos inorgánicos, solventes y mezclas, químicos para alimentos, lubricantes y grasas, cuidado personal y del hogar, minería, construcción y edificación y papel y cartón.

Apenas el 22 de octubre del año pasado, Grupo Pochteca concretó la adquisición de la división de negocios de América Latina de Ixom Operations Pty LTD, con lo que logró expandirse a los mercados de Chile, Argentina, Colombia y Perú.

La compañía tiene presencia en 33 centros de distribución en México, uno en Estados Unidos, tres en Centroamérica, seis en Sudamérica y seis en Brasil.

Sin embargo, ahora la empresa está señalada por presuntamente haber incursionado en el mercado ilegal del tráfico de precursores de fentanilo, la droga que más preocupa a Estados Unidos por las cifras de muertes que ocasiona su sobredosis: en Washington, se estima que 46 por ciento de los fallecimientos derivados del consumo excesivo de estupefacientes se deben a este opiáceo sintético.

Los precursores de esta droga son el cloruro de propionilo; la 1-fenetil-4-piperidona (NPP) y sus sales; la 4-piperidona y sus sales; el norfentanilo (N-fenil-N piperidin-4-ilpropanamida) y sus sales; la 1-fenetilpiperidina-4-ylidenofenilamina y sus sales; y la N fenil-4-piperidinamina y sus sales.

De acuerdo con la Junta Internacional de Fiscalización de Estupefacientes, en una muestra realizada por el gobierno de México a los consumidores de heroína y metanfetamina cristalina en las ciudades de la frontera norte, se detectó que 93 por ciento de la heroína blanca en polvo, 40 por ciento de la heroína negra y 100 por ciento de la llamada speed ball (mezcla de heroína y metanfetamina cristalina) contenían fentanilo.

Al respecto, Grupo Pochteca informó ayer a la BMV que su empresa subsidiaria Pochteca Materias Primas S.A. de C.V. fue notificada por varias instituciones bancarias que sus cuentas fueron suspendidas.

“Grupo Pochteca, S.A.B. de C.V. no tiene más información que la provista por sus instituciones bancarias”.

La empresa anunció que entrará en contacto con las autoridades correspondientes para conocer los detalles del caso y aclarar la situación.

Una compañía pujante.
Para Pochteca, los últimos han sido años de jauja. Apenas en junio dio a conocer que analizaba llevar a cabo una oferta pública para adquirir todas sus acciones, a fin de cancelar su inscripción en la BMV.

Este anuncio se dio después de que durante el primer semestre de 2021, junto con Alpek, Cydsa y Orbia, empresas químicas que también cotizan en la BMV, registraron ingresos récord por 8 mil 95 millones de dólares, que representó la cifra más alta desde que se tiene registro y un alza de 34.6 por ciento comparado con el primer semestre de 2020 y 10.4 por ciento superior a 2019.

Tan sólo Pochteca incrementó sus ventas en 45.5 por ciento más que en el primer semestre de 2020, al sumar 4 mil 157 millones de pesos. De abril a junio, en el segundo trimestre de este año, sus ventas crecieron 66.4 por ciento y sumaron 2 mil 224 millones de pesos.

El presidente de Pochteca, Armando Santacruz González, fue presidente de la organización ciudadana México Unido contra la Delincuencia y como activista empresarial promovió el uso recreativo de la marihuana como estrategia para desarticular el narcotráfico; ha participado en los consejos de administración de Orbia, GBM y Mexichem.

Fuente: Milenio.

Publicidad
previous arrow
next arrow
Slider